domingo, 6 de marzo de 2011

Éramos jóvenes, éramos arrogantes, éramos ridículos, éramos excesivos, éramos imprudentes, pero teníamos razón. Abbie Hoffman.

1 comentario:

Angie Ramos dijo...

vivir a plenitud dejándose llevar por los impulsos...